Guía para comprar equipos de Cocina

Esta guía ha sido diseñada para ser usada de simple referencia, Electrodomesticos.com.do no se hace responsable por las implicaciones comerciales y legales de la misma.

 

Los topes de estufas pueden ser eléctricos o de gas. Estos topes vienen en tamaños de 24”, 30” y 36” de ancho, aunque pueden conseguirse con menor frecuencia en 12” y 48”.


Índice


Topes eléctricos de inducción

Los topes de inducción electromagnética generan un campo magnético que se activa cuando el tope entra en contacto con ollas de hierro planas, permitiendo que una gran cantidad de energía térmica caliente la parte posterior de la olla de manera rápida.


Ventajas

Disminuyen el tiempo requerido para el cocinado de los alimentos.

La forma plana de este tipo de tope, facilita considerablemente la limpieza del mismo, sin tener que remover hornillas ni otras piezas.

Poseen un sistema de seguridad en el que al presionar una tecla, el tope impedirá que las hornillas se calienten, aunque se presionen los botones de subir la potencia o intensidad. Esto hace menos probable accidentes que involucren niños dentro de la cocina.

Debes considerar

Debes comprar ollas especiales (magnéticas) para topes de inducción (topes sólo se activan al contacto con ollas magnéticas lo cual brinda mayor seguridad). Lleva un imán y prueba las bases de las ollas y sartenes para ver si existe atracción magnética. También encontrarás impreso este símbolo:

Topes de gas


Ventajas

Los quemadores de este tipo de topes brindan un preciso control de la temperatura.


Debes considerar

Toma en cuenta las previsiones de la vivienda antes de instalar este tipo de topes.

Usualmente vienen con espitas para trabajar con gas natural (que es el que se utiliza en Estados Unidos) y localmente le instalamos en obra, un kit de conversión para gas licuado de petróleo (GLP).

Capacidad de los topes de estufas

Es importante tomar en cuenta que algunos topes proveen una mayor superficie que otros, por lo que antes de realizar tu compra debes considerar el número de hornillas y accesorios que necesitarás.


Debes considerar

Salida de calor: usualmente los topes de gas tienen quemadores cuya salida de calor se mide en Btu (“British thermal units”), mientras que los topes eléctricos tienden a medir esta salida de calor en watts. Mientras mayor sea el número de watts o de Btu, menor será el tiempo que tomará cocinar los alimentos, y mayor será el consumo de energía.

Si buscas seguridad al encendido, es muy bueno comprarlos con encendido automático (piloto automático).

Elementos a tomar en cuenta al instalar topes de estufa

  1. Mide las dimensiones del hueco (“cutout”) donde se va a empotrar y chequea que sean las requeridas por el tope de estufa.

  2. Si el tope es de gas, debes contar con una salida de gas en tu hogar para poderlo instalar. Usualmente los topes de estufa que vienen de Estados Unidos vienen con una espita preparada para gas natural, pero también vienen con un kit para que el tope pueda funcionar con gas licuado de petróleo (GLP). Recuérdale a tu instalador dejar preparado tu tope para gas GLP para evitar anormalidades como llama alta, quemar ollas y maltratar el tope.

  3. Verifica las previsiones existentes con relación al voltaje que necesitará el equipo para funcionar, el mismo está especificado en el manual de instalación de cada equipo. Muchos topes de gas necesitan energía eléctrica para generar la chispa de encendido.

  4. Remueve las piezas de transporte que acompañan a tu equipo, las mismas están especificadas en el manual.

  5. En topes de gas se recomienda ubicar el gas en el exterior de la casa para prevenir explosiones u otros accidentes.

  6. Chequea que el control regulador del gas esté funcionando de manera adecuada al momento de su instalación.

  7. Los topes de estufa deben estar fijos dentro de un hueco (recuerda sellar esquinas con silicone), no pueden estar moviéndose o sobre algo, porque de lo contrario pueden romperse.

Sobre el mantenimiento

  1. Limpia periódicamente la superficie terminada del aparato con productos especiales para el tipo de material. No recomendamos el uso de materiales abrasivos ni esponjas duras o “brillos” al limpiar, ya que los mismos podrían rayar o deteriorar tu equipo. Tampoco debes utilizar cloro, productos derivados del petróleo u otros productos químicos para limpiar tu electrodoméstico, ya que los mismos pueden manchar u oxidar tu equipo. Revisa tu manual de usuario para conocer con qué material puedes limpiar tu electrodoméstico protegiéndolo para que esté en buenas condiciones.

  2. Llama a tu instalador para que limpie profundamente tu tope de gas, asegurando que los orificios de salida de gas estén limpios y libre de bloqueos. Sería el momento ideal para que también revise el resto de tus electrodomésticos.

  3. Utiliza un protector o regulador de voltaje para proteger tu equipo de las variaciones en el voltaje eléctrico que pueden surgir y dañarlo.

  4. Lee el manual de fabricante.

Puedes encontrar estufas de gas o “dual fuel” (rara vez encontrarás una estufa eléctrica). Pueden variar en características y especificaciones. Usualmente vienen en tamaños desde 20” hasta 48”, siendo 30” el tamaño promedio en la mayoría de cocinas.


Índice


Estufas de gas

Las estufas de gas pueden tener quemadores abiertos, donde el calor es más directo con flujo de aire uniforme, o sellados, que son más fáciles de limpiar.

El nivel de calor que emana por los quemadores es medido en unidades térmicas inglesas (Btu/hr) por lo que mientras más alto son los Btu de un equipo, mayor será el calor emanado y el cocinado será más rápido. Dependiendo de la marca y el modelo, las estufas ofrecen diversas combinaciones de quemadores que van desde altas potencias (aproximadamente 12,000 Btu/hr), mediana (aproximadamente 9,000 Btu/hr) hasta pequeña potencia (aproximadamente 5,000 Btu/hr).

Entre las mejoras que puedes encontrar en este tipo de estufas están ventanas del horno más grandes, función de autolimpieza, gaveta caliente, y quemadores adicionales (abiertos o sellados). Las medidas estándar o más comunes son 24”, 30” y 36” de ancho, y van de entre cuatro y seis quemadores. Siempre debes medir minuciosamente el espacio que tienes para colocar la estufa, ya que del espacio que dispongas en tu cocina dependerá el modelo que puedes elegir.

Estufas “Dual Fuel”

Son un híbrido que posee un tope de gas y un horno eléctrico. Tienen el poder de un tope de gas y la precisión de un horno eléctrico, lo que hace de estos productos una opción muy versátil.

Elementos a tomar en cuenta al instalar estufas

  1. Mide el tamaño del hueco donde se instalará la estufa, para garantizar que quepa.

  2. Cerciórate de contar con una salida de gas para poder instalar la estufa de gas. Usualmente las estufas que vienen de Estados Unidos vienen con una espita preparada para gas natural, por lo que hay que comprar un kit de conversión para que la estufa pueda funcionar con gas licuado de petróleo (GLP).

  3. Verifica las previsiones existentes con relación al voltaje que necesitará el equipo para funcionar, el mismo está especificado en el manual de instalación de cada equipo.

  4. Remueve las piezas de transporte que acompañan a tu equipo, las mismas están especificadas en el manual.

Sobre el mantenimiento

  1. Limpia periódicamente la superficie terminada del aparato con productos especiales para el tipo de material. No recomendamos el uso de materiales abrasivos ni esponjas duras o “brillos” al limpiar, ya que los mismos podrían rayar o deteriorar tu equipo.Tampoco debes utilizar cloro, productos derivados del petróleo u otros productos químicos para limpiar tu electrodoméstico, ya que los mismos pueden manchar u oxidar tu equipo. Revisa tu manual de usuario para conocer con qué material puedes limpiar tu electrodoméstico protegiéndolo para que esté en buenas condiciones.

  2. Limpia las gomas que sirven de sello en la puerta del horno para prolongar su vida útil siguiendo las recomendaciones estipuladas en el manual de uso de tu equipo.

  3. Llama a tu instalador para que limpie profundamente tu tope de gas, asegurando los orificios de salida de gas estén limpios y libre de bloqueos. Sería el momento ideal para que también te revise el resto de tus electrodomésticos.

  4. Debes tener cuidado de no pegar las ollas calientes al panel de control de las estufas digitales para evitar que se queme inmediatamente el panel.

  5. Utiliza un protector o regulador de voltaje para proteger tu equipo de las variaciones en el voltaje eléctrico que pueden surgir y dañarlo.

  6. Recuerda que aunque la estufa es de gas, el encendido es usualmente eléctrico, por lo que si no hay luz, el horno no va a encender, a menos que se alimente de otra fuente de energía (ej. planta eléctrica).

  7. Hay que limpiar correctamente los quemadores de las estufas para evitar que se aloje comida acumulada, insectos u otros animales pequeños que pueden dañar tu equipo. Puedes prevenir esto limpiando y dándole mantenimiento a tu equipo de manera periódica.

  8. Leer el manual de fabricante.

Dependiendo de tus necesidades puedes elegir entre hornos dobles empotrables, hornos individuales empotrables y hornos combinados empotrables. También pueden ser de gas o eléctricos. Las mejoras incluyen autolimpieza y convección, la cual permite un cocinado más rápido y uniforme. Vienen en diferentes tamaños, los más comunes son 24”, 27”, 30” y 36”.


Índice


Hornos individuales empotrables

Son comúnmente utilizados en cocinas familiares, vienen en medidas 24”, 30” y 36”, pero algunos fabricantes especialmente de origen Europeo y Asiático utilizan el sistema internacional de unidades, por lo que miden los hornos en milímetros.

Hornos dobles empotrables

Son dos hornos que vienen unidos para una mayor capacidad de horneado.

Hornos combinados empotrables

Contienen dos equipos en uno, un horno convencional empotrable y un microondas.

Hornos eléctricos

Son los que utilizan energía eléctrica para su operación. Este tipo de hornos son una solución viable en residencias que no tienen acceso a gas licuado de petróleo y son los seleccionados en muchos proyectos donde el gas está prohibido por medidas de seguridad.

Hornos de gas

Son los que utilizan gas licuado de petróleo (GLP) como combustible para funcionar.

Elementos a tomar en cuenta al instalar hornos

  1. Mide el espacio disponible y verifica el tipo de equipo previsto.

  2. Cerciórate de contar con una salida de gas para poder instalar el horno en caso de que el mismo sea de gas. Usualmente los hornos de gas que vienen de Estados Unidos vienen con una espita preparada para gas natural, por lo que hay que comprar un kit de conversión para que el horno pueda funcionar con gas licuado de petróleo (GLP).

  3. Verifica las previsiones existentes con relación al voltaje que necesitará el equipo para funcionar, el mismo está especificado en el manual de instalación de cada equipo.

  4. Remueve las piezas de transporte que acompañan a tu equipo, las mismas están especificadas en el manual.

Sobre el mantenimiento

  1. Limpia periódicamente la superficie terminada del aparato con productos especiales para el tipo de material. No recomendamos el uso de materiales abrasivos ni esponjas duras o “brillos” al limpiar, ya que los mismos podrían rayar o deteriorar tu equipo. Tampoco debes utilizar cloro, productos derivados del petróleo u otros productos químicos para limpiar tu electrodoméstico, ya que los mismos pueden manchar u oxidar tu equipo. Revisa tu manual de usuario para conocer con qué material puedes limpiar tu electrodoméstico protegiéndolo para que esté en buenas condiciones.

  2. Limpia las gomas que sirven de sello en la puerta del horno para prolongar su vida útil siguiendo las especificaciones y recomendaciones detalladas en el manual de uso de tu equipo.

  3. Utiliza un protector o regulador de voltaje para proteger tu equipo de las variaciones en el voltaje eléctrico que pueden surgir y dañarlo.

  4. Lee el manual de fabricante.

Estos equipos tienen la función de eliminar la grasa, el humo, los olores y el vapor en el aire mediante una combinación de filtrado y evacuación del aire. Cada tipo de campana posee características diferentes y responde a las necesidades de un estilo de cocina particular. Existen diversos tipos relacionados a su instalación: debajo del gabinete (“under cabinet”), de pared y de isla. El tipo dependerá del lugar en el que se instalará (previsiones existentes) y del gusto de cada persona.

Pueden ser de recirculación y/o de extracción hacia el exterior.

Las campanas de recirculación de aire poseen un filtro de grasa (otras también vienen adicionalmente con filtro de carbón activado para reducir olores) para capturar gran parte de la grasa, olores y residuos. El aire filtrado es enviado nuevamente a la cocina. En nuestro mercado existen extractores de recirculación bastante económicos.

Las que extraen el aire al exterior, siempre que existan en la residencia previsiones que permitan su instalación (conducto hacia exterior), expulsan el aire cargado de grasa, humo y demás olores hacia el exterior, permitiendo que el aire de tu hogar se mantenga más limpio y eliminando de manera efectiva los olores.

Es importante investigar cuáles son las previsiones que tienes antes de decidir qué modelo comprar.


Índice


Campanas debajo del gabinete

Usualmente son las más económicas y requieren de un menor espacio. Se instalan en espacios previstos debajo de gabinetes en la cocina. Tienen la ventaja de brindar una imagen integradora para tu cocina y cuentan con la forma más básica de ventilación para remover olores.

Campanas de pared

Están diseñadas para ser instaladas en una pared en la que no hayan gabinetes. Ocupan mayor espacio que las campanas debajo del gabinete (“under cabinet”) y no cuentan con terminación en la parte posterior (donde son atornilladas a pared). Son muy bonitas y atractivas.

Campanas de isla

Poseen una terminación completa de 360 grados. Como su nombre lo indica, están diseñadas para ser instaladas en cocinas donde el tope de estufa se encuentre en una isla. El equipo es instalado suspendido del techo.

De ser posible, considera instalar un tamaño de campana de isla mayor que el tope. Esto debido a la falta de pared o gabinetes para ayudar a canalizar los gases. Ejemplo: para tope de estufa de 24” o 30” de ancho, recomendamos una campana de isla de 36” de ancho.

Elementos a tomar en cuenta al instalar campanas

  1. Mide el espacio disponible y tipo de extractor previsto.

  2. Verifica que el ancho mínimo de la campana deberá ser igual al tope de estufa.

  3. Toma en cuenta que recomendamos instalar extractor a 25”-30” o su equivalente en centímetros de 65 cm. a 75 cm. del tope o superficie de cocción, como podrás observar en la figura 1.

  4. Verifica las previsiones existentes con relación al voltaje que necesitará el equipo para funcionar, el mismo está especificado en el manual de instalación de cada equipo.

  5. Si hay extracción al exterior, es necesario conocer el diámetro del conducto recomendado, al igual que máxima longitud permitida por el fabricante para un flujo de aire adecuado (ver “Ducto descarga de aire” en nuestras especificaciones al momento de comprar). Colocar codos, transiciones y demás accesorios generará resistencia adicional. De acuerdo a nuestra altura a cubrir, es posible que sea necesario una pieza adicional para extensión de la chimenea para campanas de pared e isla. Muchas vienen de fábrica hasta con extensiones, no garantizando que esto sea suficiente para cada caso en particular. Tu instalador también puede fabricar extensiones con ductos cuadrados o redondos en acero inoxidable. No uses tuberías de PVC ni de acordeón en metal ya que en su mayoría no son resistentes a altas temperaturas.

  6. Remueve las piezas de transporte que acompañan a tu equipo, las mismas están especificadas en el manual.

Sobre el mantenimiento

  1. Lava los filtros de grasa mensualmente o como consideres de acuerdo al uso de la campana. También debes cambiar los filtros de carbón activado si tu campana los tiene. Si los filtros son de metal, puedes lavarlos con desengrasante y detergente de fregar.

  2. Limpia periódicamente la superficie terminada del aparato con productos especiales para el tipo de material. No recomendamos el uso de materiales abrasivos ni esponjas duras o “brillos” al limpiar, ya que los mismos podrían rayar o deteriorar tu equipo.Tampoco debes utilizar cloro, productos derivados del petróleo u otros productos químicos para limpiar tu electrodoméstico, ya que los mismos pueden manchar u oxidar tu equipo. Revisa tu manual de usuario para conocer con qué material puedes limpiar tu electrodoméstico protegiéndolo para que esté en buenas condiciones.

  3. Utiliza un protector o regulador de voltaje para proteger tu equipo de las variaciones en el voltaje eléctrico que pueden surgir y dañarlo.

  4. Leer el manual de fabricante.

Estos equipos no pueden faltar en tu cocina, permitiendo derretir, gratinar, calentar y en ocasiones cocinar alimentos en cuestión de segundos. Son muy populares y prácticos. Su tamaño varía generalmente entre 0.7 y 2.0 pies cúbicos.

Existen diferentes estilos, microondas independiente (“countertop”), microondas con extractor integrado (“over the range”) y microondas empotrables (“built in”).


Índice


Microondas independiente ("Countertop")

Como su nombre lo indica, la característica principal de este estilo de microondas es que permiten una amplia movilidad, al no estar fijos se pueden colocar en diferentes puntos de la cocina. Son fáciles de transportar al mudarse.

Microondas con extractor integrado ("Over the range")

Este equipo integra las funciones de microondas y campana de extracción. Se coloca encima de la estufa. La ventaja de utilizar este tipo de microondas es el ahorro de espacio.

Microondas empotrables ("Built in")

La principal ventaja de este estilo de microondas es que brindan un sentido de integración dentro de la cocina, permitiendo ahorrar espacio de la meseta y al mismo tiempo proyectando una imagen homogénea y elegante. Los empotrables, para lograr buena ventilación, deben ser instalados con un “trim kit” que usualmente se compra adicional.

Elementos a tomar en cuenta al instalar microondas

  1. Medir el espacio disponible y verificar tipo de equipo previsto.

  2. Recomendamos instalar los microondas con extractor integrado a 25”-30” o su equivalente en centímetros, de 65 cm. a 75 cm. del tope o superficie de cocción tal como lo muestra la figura 1.

  3. Si extraemos al exterior (microondas con extractor integrado), es necesario conocer diámetro del conducto recomendado al igual que máxima longitud permitida por el fabricante para un flujo de aire adecuado. Colocar codos, transiciones y demás accesorios presentan resistencia adicional. No uses tuberías de PVC ya que en su mayoría no son resistentes a altas temperaturas.

  4. Los microondas empotrables, para lograr buena ventilación, deben ser instalados con un “trim kit” que usualmente se compra adicional.

  5. Verificar las previsiones existentes con relación al voltaje que necesitará el equipo para funcionar, el mismo está especificado en el manual de instalación de cada equipo.

  6. Remover las piezas de transporte que acompañan a tu equipo, las mismas están especificadas en el manual.

Sobre el mantenimiento

  1. Evita utilizar envases de metal dentro del microondas.

  2. Lava los filtros de grasa mensualmente o como consideres de acuerdo al uso que le des en los microondas con extractor integrado. También debes cambiar los filtros de carbón activado si los tuviese.

  3. Limpia periódicamente la superficie terminada del aparato con productos especiales para el tipo de material. No recomendamos el uso de materiales abrasivos ni esponjas duras o “brillos” al limpiar, ya que los mismos podrían rayar o deteriorar tu equipo.Tampoco debes utilizar cloro, productos derivados del petróleo u otros productos químicos para limpiar tu electrodoméstico, ya que los mismos pueden manchar u oxidar tu equipo. Revisa tu manual de usuario para conocer con qué material puedes limpiar tu electrodoméstico protegiéndolo para que esté en buenas condiciones.

  4. Para limpiar la parte interior del microondas nunca debes utilizar productos químicos, ya que pueden quedar partículas del mismo y contaminar las comidas mediante las ondas. Se recomienda limpiar los microondas utilizando solamente jabón líquido de fregar, para mayor información chequea el manual de uso de tu equipo.

  5. Debes limpiar las juntas de gomas de las puertas de manera periódica si las hay, nunca utilices cloro para estos fines.

  6. Para empotrar un microondas es imprescindible utilizar kit de acabado “trim kit” para garantizar que el equipo tenga suficiente espacio para respirar y sacar el calor, de lo contrario puedes tener dificultades con tu microondas.

  7. Utiliza un protector o regulador de voltaje para proteger tu equipo de las variaciones en el voltaje eléctrico que pueden surgir y dañarlo.

  8. Lee el manual de fabricante.